EL SÍNDROME DE MUNCHAUSEN

EL SÍNDROME DE MUNCHAUSENEl Síndrome de Munchausen ha sido descrito como un conjunto de signos y síntomas perteneciente a la categoría diagnóstica de los trastornos facticios.

Cuando vimos el delirio cinematográfico de Terry Gilliam, ex miembro de los Monty Python, al adaptar para el séptimo arte Las aventuras del barón de  Munchausen, rodada en Belchite, España y en la Playa de Mónsul, Almería, con John Neville en el papel del barón y la participación, entre otros, de Robin Williams, Sarah Polley, Uma Thurman y Eric Idle, nos quedamos perplejos con las historias que contaba aquel hombre. Historias fantásticas como las que contaba el verdadero Barón de Münchhausen, alemán que en su juventud sirvió de paje a Antonio Ulrico II y más tarde se alistó al ejército ruso. Sirvió en él hasta 1750, tomando parte en dos campañas militares contra los turcos. Al volver a casa, Münchhausen supuestamente narró varias historias increíbles sobre sus aventuras que incluían cabalgar sobre una bala de cañón, viajar a la Luna y salir de una ciénaga tirándose de su propia coleta. Rudolf Erich Raspe creó un personaje literario entre extraordinario y antihéroe, cómico y bufón en algunas ocasiones, inspirando cierta pena en otras, actualmente un reconocido mito de la literatura infantil, heredero entre muchos del Quijote y de Los viajes de Gulliver, y con un mensaje filosófico radicalmente opuesto al racionalismo imperante en la época.

El Síndrome de Munchausen ha sido descrito como un conjunto de signos y síntomas perteneciente a la categoría diagnóstica de los trastornos facticios. Los trastornos mentales facticios se diferencian de la simulación en que en ésta las personas simulan la presencia de síntomas con el fin de obtener ganancias secundarias de tipo económico, legal o administrativo. No son estas ganancias las que busca satisfacer la persona afectada por este curioso síndrome, sino ganancias de tipo afectivo. Buscan llenar un vacío afectivo.

Es un trastorno en el que el enfermo finge síntomas de forma repetida, en ausencia de un trastorno, enfermedad o incapacidad somática o mental confirmados. En el plano somático el enfermo puede producirse a sí mismo cortes o erosiones para sangrar o inyectarse a sí mismo sustancias tóxicas. La simulación del dolor y la insistencia sobre el hecho de la presencia de sangre puede ser tan convincente y persistente que conduzca a investigaciones e intervenciones repetidas en varios hospitales o consultas diferentes, a pesar de la obtención de hallazgos negativos repetidos.

El síndrome de Munchausen por poderes es una variante en la que la persona no finge los síntomas, sino que manipula a su hijo o a su mujer para que sean ellos los que finjan.

Son peregrinos en busca de cuidados sanitarios que calmen sus carencias afectivas o su soledad.

© pedro rico – psicólogo clínico asturias

 

Los visitantes de esta entrada también se interesaron por...

  • LOBOS ESTEPARIOSEl Lobo Estepario  (Der Steppenwolf, en alemán) es la célebre novela del escritor Hermann Hesse publicada en 1928 y que pudiera representar la crisis que el autor estaba viviendo durante […]
  • La maraña mentalLa maraña mental La línea que media entre un pensamiento y un pensamiento compulsivo es, en ocasiones, tan fina que solo el que lo experimenta, con la ayuda de un clínico tan fino como esa línea, puede […]
  • La menopausiaLa menopausiaLa menopausia ha sido considerada el gran signo de la decadencia en la mujer. Precedida de una menstruación irregular, durante el período conocido como premenopausia, aparece en torno a […]
  • LA OBSESIÓN DE MATEOLA OBSESIÓN DE MATEOEn algún momento de su niñez Mateo sintió que no tenía control sobre ningún parámetro que tuviera que ver con lo que le rodeaba y que, por tanto, tampoco podía tenerlo sobre su mundo […]
  • El trastorno mental graveEl trastorno mental graveUn espectador ajeno a nuestra práctica podría pensar que el trabajo de un psicólogo clínico se centra mucho más en trastornos de ansiedad, trastornos afectivos menores, trastornos […]
  • CrímenesCrímenesLa mente humana es un objeto de estudio y de asistencia complejo. Dedicarse a él exige paciencia y humildad. Un psiquiatra sabio del que tuve la suerte de aprender en Euskadi decía que de […]

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: